05 Apr
Día Mundial del Parkinson
Escrito por Gui Rodríguez |
Read 371 times Published in Salud y Belleza Last modified on Viernes, 06 Abril 2018 04:30
 
Font size decrease font size increase font size
Rate this item
(3 votos)

11 de abril, Día Mundial del Parkinson

 

Estimulación Cerebral Profunda para el Tratamiento del Parkinson

 

Ante los primeros síntomas, es indispensable la consulta a un especialista para un diagnóstico y tratamiento oportuno.

 

En Panamá, desde el año 2014, se realiza una cirugía de Estimulación Cerebral Profunda (DBS) en donde se coloca un dispositivo similar a un marcapasos que permite a los circuitos del cerebro que controlan el movimiento funcionar mejor.

 

La enfermedad de Parkinson es un trastorno neurodegenerativo que afecta el sistema nervioso central y el movimiento. Se presenta de forma gradual a través de temblores prácticamente imperceptibles y frecuentemente causa rigidez o disminución del movimiento y alteración de la marcha.

 

El Parkinson es considerada por la Organización Mundial de la Salud como la segunda enfermedad neurodegenerativa más común en el mundo, afectando aproximadamente a 6.3 millones de personas. La Organización Mundial de la Salud estima que el número total de pacientes se duplicará para el año 2030. En Panamá de 30 a 40 mil personas podrían padecer esta enfermedad. Se estima que entre un 3 y 5% de la población de más de 65 años tendrá enfermedad de Parkinson.

 

Se desconoce la causa de la enfermedad de Parkinson, pero varios factores como los genes parecen intervenir, aunado a factores de riesgo como la edad, dado que existe una mayor incidencia en personas con más de 60 años, así como factores hereditarios. De acuerdo con las evidencias médicas, los hombres son más propensos a desarrollar la enfermedad de Parkinson que las mujeres, del mismo modo que aquellas personas con exposición continua a herbicidas y pesticidas.

 

Síntomas

Muchos de los síntomas se deben a la pérdida de dopamina, neurotransmisor que está presente en diversas áreas del cerebro y que es especialmente importante para la función motora del organismo.  Los indicios y signos pueden variar de una persona a otra, siendo leves y desapareciendo sin ser percibidos e incluyen: temblores, lentitud en el movimiento, rigidez muscular, problemas de equilibrio y coordinación.

 

Estos síntomas empeoran a medida que el trastorno avanza en el tiempo. En las etapas avanzadas de la enfermedad se puede evidenciar pérdida de la expresión facial, dificultades para pensar, para masticar o tragar, trastornos del sueño, disminución del tono de la voz, entre otras molestias.

 

Diagnóstico

La Enfermedad de Parkinson es difícil de diagnosticar porque no hay una prueba específica para determinar la existencia de la condición, dado que los síntomas varían de persona a persona y una serie de otras enfermedades presentan síntomas similares.

 

Tratamiento

El tratamiento del Parkinson ha evolucionado en los últimos años, mejorando la calidad de vida de los pacientes y retrasando la evolución de la enfermedad. Aunque este trastorno no puede curarse, los medicamentos pueden mejorar notablemente los síntomas, en otros casos, si el paciente reúne ciertas condiciones, el médico puede sugerir una cirugía para regular determinadas regiones en el cerebro.

 

Estimulación Cerebral Profunda

La Terapia de Estimulación Profunda (DBS, por sus siglas en inglés) ha beneficiado a pacientes con Parkinson desde hace 30 años con 150,000 mil implantes. En Panamá, se realiza desde el año 2014, funcionando como una especie de marcapasos cerebral. Para el doctor Omar Gordón, Neurocirujano Funcional, especializado en este tipo de cirugía en el país, a la fecha se han operado 10 pacientes con mejorías notables de su sintomatología (de un 50 a 80%).

 

Entre los principales resultados se destacan mejoras en el movimiento, disminución en la rigidez y los temblores, a la vez que se retrasa la evolución de la enfermedad, lo que repercute en una mejoría significativa de la calidad de vida del paciente.

 

Este tratamiento es ideal para aquellos pacientes que no logran controlar sus síntomas o que presentan efectos adversos propios de la medicación.

back to top